Escuchar sin voz: Crónicas prestadas I

1083 views
3 mins read

Una mañana de abril recibí un mensaje en mi teléfono, precisamente por WhatsApp, me informaban de una valoración para una paciente hospitalizada.

Después de terminar mi consulta ambulatoria, me dirigí a la clínica a conocer el caso y la paciente.

Se trataba de la señora Ana, una mujer de 60 años de edad, muy elegante y agradable que hablaba con una voz ronca y dificultad respiratoria.

Había sido operada de una tiroidectomía total hacia 5 años por un cáncer de tiroides, sin un seguimiento adecuado posteriormente, su sitio de atención había desaparecido, la antigua Clínica Saludcoop, que había sido cerrada e intervenida por malos manejos administrativos, dejando a muchos pacientes a la deriva, como le sucedió a ella.

Desde hacía seis meses presentaba cambios en la voz, a lo que no le dio demasiada importancia hasta que su respiración fue empeorando, no se notaba ninguna masa ni bulto en el cuello, por eso su consulta fue tardía.

La revise detenidamente, era notoria su disnea y disfonía, al examen físico se palpaba una masa no definida al lado derecho del cuello en contacto con la tráquea de consistencia pétrea.

Revisé su tomografía visualizando un tumor que invadía la tráquea con estenosis de aproximadamente el 80% de la luz traqueal y con una imagen muy cercana a las cuerdas vocales.

Me senté a su lado y le explique claramente los hallazgos del examen físico y de la tomografía:

  • Tiene nuevamente el tumor, ha vuelto a crecer, está muy grande y se ha metido dentro de la tráquea y creo que también le ha comprometido el nervio de la voz, por eso está ronca y no puede respirar bien.

Un breve silencio detuvo el momento…

  • ¿Qué me tiene que hacer doctor?
  • Hay que operarla nuevamente
  • ¿Y como es la cirugía, es grave esto?
  • Toca quitarle un pedazo de tráquea y volverla a pegarla con puntos, las cuerdas vocales aparentemente están sin tumor.

Seguimos hablando por un espacio largo, donde pude aclarar muchas dudas y plantear la complejidad del procedimiento quirúrgico.

Tres días después estaba en el quirófano, recibí a Ana con un abrazo y le di mucho ánimo, ella estaba muy tranquila.

Inicié la cirugía y encontré lo que esperaba, un gran tumor que involucraba la tráquea a menos de 1cm de las cuerdas vocales y con un gran segmento de tráquea comprometido.

Continuamos la próxima semana…

Por: Adonis Tupac Ramírez Cuéllar – adonistupac@gmail.com
Twitter: @saludempatica

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Ir al contenido