Sueños con café

839 views
3 mins read

Con este nombre nace una campaña de café Coocentral, para apoyar a caficultores asociados que tienen hijos o nietos con discapacidad física o mental.

El café es producido en las fincas de las personas seleccionadas, de alta calidad, excelsos y procesados a café tostado, para al final ofrecerlo al público en la plataforma online de la Cooperativa y por diferentes canales de venta, donde las utilidades son destinadas para el tratamiento y apoyo de los familiares discapacitados de estos caficultores.

Conocí de esta campaña por intermedio de una de las personas de Coocentral, como amante del buen café; hace muchos años consumo el café producido por ellos y me recordó de la anterior campaña donde promocionaron a las mujeres cafeteras, cabezas de hogar, con un producto de alta calidad y en un empaque rosado y acorde con el objetivo.

Escuchar los testimonios de Marieth, Miguel, Diego Armando y María Matilde; algunos de los caficultores beneficiados, es conocer el temple, pujanza y resiliencia del campesino colombiano, pero también de las grandes dificultades que deben soportar las familias que tienen algún miembro con discapacidad, dificultades que se hacen más complejas en un ambiente rural y de escasos recursos.

Reconocer el esfuerzo de las empresas por su labor social, que no solo se remite ofrecer algunos subsidios sino conocer la problemática del caficultor, incentivar su trabajo y además el beneficio de ayudar su familia es de  gran valor.

En estos momentos donde estamos en un periodo casi de post-pandemia se hace urgente la solidaridad, la inversión social y la reactivación económica del agricultor colombiano; apoyar una campaña como estas se puede hacer comprando y degustando este maravilloso café; no se requiere de mucha inversión pero cada granito aportará para la sostenibilidad de estas familias.

Podemos también difundir la campaña en nuestras redes, conocer las historias de vida de los beneficiados y seguir creyendo en el poder de la solidaridad.

Aclaro que esta columna no es una publicidad pagada sino mi forma de aportar a esta campaña en la que creo enormemente.

Los invito a que disfruten de una buena taza de café, con gran aroma, suavidad y con el placer de saber que así colaboran para  que los sueños de estas familias se cumplan; un café con propósito y función social.

Pdta.: Escribo esta columna con una gran taza de café a mi lado.

Por: Adonis Tupac Ramírez Cuéllar – adonistupac@gmail.com

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Ir al contenido