Nariño lidera en rendimiento de cebolla junca, según el boletín de costos de producción de la UPRA

1060 views
4 mins read

La región central de Nariño sobresale por alcanzar los mayores rendimientos por hectárea, superando al oriente de Risaralda con una diferencia de 7,8 toneladas.

La diferencia en costos unitarios entre Nariño y Risaralda es de $198 por el uso intensivo de insumos como semillas y fertilizantes que, en Nariño, representan el 67,1 % de los costos de producción.

El boletín de costos de producción de cebolla junca para el segundo semestre de 2023, elaborado por la Unidad de Planificación Rural Agropecuaria (UPRA),  destaca la región central de Nariño como líder en rendimientos por hectárea en comparación con las regiones de Risaralda y Cauca. Este análisis revela diferencias significativas en la eficiencia productiva y los costos unitarios entre estas importantes áreas productoras del país.

«El estudio, que abarca el centro de Nariño, el oriente de Risaralda y el oriente del Cauca –áreas que representan el 18 % de la producción nacional de cebolla junca–, ha arrojado resultados contundentes. Sobresale el centro de Nariño, por alcanzar los mayores rendimientos por hectárea; supera al oriente de Risaralda con una diferencia de 7,8 toneladas. Este rendimiento superior se debe a las prácticas agrícolas avanzadas y a las condiciones agroclimáticas favorables que caracterizan a esta región», explicó Claudia Cortés, directora de la UPRA.

A pesar de los altos rendimientos, Nariño también registra los costos unitarios más elevados entre las tres regiones estudiadas. La diferencia en costos unitarios entre Nariño y Risaralda es de $198, lo que se atribuye principalmente al uso intensivo de insumos como semillas y fertilizantes que, en Nariño, representan el 67,1 % de los costos de producción. Esta situación resalta la importancia de equilibrar la eficiencia productiva con la gestión de costos para maximizar la rentabilidad.

En contraste, la región oriental del Cauca, aunque reporta los menores rendimientos por hectárea, se distingue por sus sistemas de producción ecológicos. Estos sistemas, que no utilizan insumos de síntesis química y se basan en prácticas sostenibles, abastecen nichos de mercado especializados que valoran los productos ecológicos y de alto valor agregado. Esta orientación ecológica, al tiempo que contribuye a la sostenibilidad ambiental, preserva los saberes locales y promueve la biodiversidad.

La mano de obra y la maquinaria representan rubros de mayor costo en las regiones orientales del Cauca y Risaralda, debido a las intensas prácticas culturales y de cosecha. En Nariño, la demanda de mano de obra es igualmente alta, en especial, en la preparación del terreno y la cosecha; lo que subraya la importancia de la fuerza laboral en la producción de cebolla junca.

«Los resultados de este estudio proporcionan una visión detallada de las diferencias en eficiencia y costos de producción de cebolla junca en Colombia. Es fundamental seguir apoyando a los agricultores en la adopción de prácticas agrícolas sostenibles y eficientes para mejorar la productividad y la competitividad en el mercado», agregó Cortés.

El informe de la UPRA subraya la importancia de considerar las condiciones regionales y las prácticas agrícolas específicas para maximizar la producción de cebolla junca en Colombia. Al entender mejor estas diferencias, es posible desarrollar estrategias más efectivas para apoyar a los agricultores y fomentar un sector agrícola más sostenible y productivo.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Ir al contenido