El patrimonio que reclaman los muertos

El patrimonio que reclaman los muertos

Un día cualquiera fueron llamados por el todopoderoso a hacer parte de otros momentos, a hacer parte de otra oportunidad, a hacer parte de… ¿una nueva vida quizás?

Este interrogante es difícil de responder. De lo que si se tiene certeza es que desde el día de su partida sus dolientes los dejaron ahí, a unos en un espacio bajo la tierra, a otros en una tumba.

A algunos  los visitan cada 8 días, a otros de pronto no tan frecuentemente pero lo que sí es casi seguro es que aún, a pesar del tiempo, están en la memoria de quienes compartieron con ellos terrenalmente alegrías, tristezas, infortunios, tropiezos, duros momentos e instantes felices. Están ahí, en el cementerio, de pronto no corporalmente pero si espiritualmente. Ellos son los muertos.

Es la introducción para hablar de los que están ubicados en el Cementerio Central de la ciudad de Neiva, espacio que es el más antiguo de la capital huilense que desde finales del siglo XIX y hasta la actualidad acoge a los muertos para su descanso final y sobre el que se han tejido diversas situaciones frente a si debe seguir ubicado donde está, que es una zona de permanente tráfico vehicular y de gran significado por el valor histórico, social, afectivo y paisajístico para los habitantes, o si, por el contrario debe ser reubicado.

Por eso, sus residentes, sus habitantes, los muertos lo que reclaman es el derecho que les fue otorgado a ser parte de aquel lugar porque allí acuden quienes los visitan, quienes de ellos tienen gratos recuerdos y sobre quienes recae mantener la devoción en un ser que en algún momento los necesito y se los llevó a lo que ya se ha dicho, contemplar una nueva vida.

Bajo esta premisa, nació el proyecto presentado por el grupo Vigias Huiltur, constituido por Vigias del Patrimonio Cultural Grupo Huiltur e investigadores de la Corporación Huiltur denominado “Los muertos reclaman la ciudad”, que resultó ganador de la beca del Programa Nacional de Estímulos 2019 del Ministerio de Cultura, cuya intención es fomentar la aplicación de metodologías que permitan la identificación, conocimiento, planeación y gestión del patrimonio cultural inmaterial en contextos urbanos.

El objetivo esencial de este proyecto es explorar el valor histórico, afectivo y ritual del Cementerio Central de Neiva y permitir espacios para el diálogo, la confrontación y, desde luego, el reconfortar a los vivos y a sus muertos.

Quiere este grupo de Vigias Huiltur, igualmente, a través de esta propuesta, invitar a la población para que ayuden a reivindicar el legado de los muertos para  comprender los procesos históricos del territorio, como incentivar el uso del cementerio como espacio cultural, educativo y de esparcimiento para los neivanos.

Desde TSM Noticias, los promotores de este proyecto, invitan a la población neivana a vincularse a esta propuesta contando alguna historia, una anécdota o algo que haya vivido en este lugar, en el que los muertos reclaman hacer parte de la ciudad, en el que los muertos quieren a través de los vivos que su patrimonio no se les quite. Escriba y cuente su experiencia o deje su mensaje en vigiashuiltur@gmail.com o en Facebook a @VigiasHuiltur

Por: Milton René Losada Gutiérrez 
TSM Noticias Bogotá

TSM Noticias
ADMINISTRATOR
PROFILE