Carta abierta al Rector de la Corhuila

967 views
11 mins read

Neiva, Septiembre 20 de  2021

Ingeniero
OSCAR EDUARDO CHAVARRO ARIAS

Rector
Corporación Universitaria del Huila CORHUILA
Neiva

ASUNTO: Resultados de aprendizaje y Excelencia académica

Respetado Señor Rector.

Agradeciendo de antemano su respuesta a nuestra primera carta sobre el asunto, y en vista de su disposición a leer nuestros comunicados y dar respuesta quisiéramos dirigirnos a usted esta vez para manifestarle de manera un poco más puntual los aspectos que nos preocupan con respecto a la promesa de valor de nuestra Institución.

En primer lugar, hemos notado un acelerado aumento en el desorden con respecto a la programación de capacitaciones y conferencias, lo cual imposibilita que estas realmente tengan la asistencia y la atención que se merecen. En muchas ocasiones, las capacitaciones se programan con tal premura que nos envían las citas para participar en los eventos cuando estos ya han comenzado o peor aún nos citan cuanto tenemos clases o tutorías.

Nuestra propuesta es que se deje un espacio en la agenda docente de todos los profesores para que por un día a la semana dispongamos de dos a tres horas para dichas capacitaciones y cursos, pudiendo asistir TODOS juiciosamente sin tener que sacrificar ni nuestra asistencia a dichos eventos ni nuestros sábados por la tarde o los cortos e infrecuentes espacios de los que disponemos para estar en familia. Esto de la agenda, ya se hacía antes, no comprendemos por que se eliminó puesto que para todos es mucho más fácil, coherente y organizado disponer de un mismo horario y saber que ese horario y que esas dos o tres horas a la semana están sagradamente destinadas a los programas de capacitación.

En segundo lugar, usted afirma que la “en la Corporación Universitaria del Huila – CORHUILA, estamos inmersos en una dinámica constante de cualificación institucional que nos permite avanzar hacia la alta calidad del servicio educativo que ofrecemos”. Señor Rector, para que CORHUILA pueda acreditar la alta calidad de sus programas, necesita entre otras cosas, mostrar productos de investigación.

Con productos de investigación nos referimos a artículos publicados en revistas indexadas y capítulos de libro, además de participaciones en congresos y seminarios. Quisiéramos saber ¿Por qué su administración le quitó toda la importancia a la investigación básica argumentando que en CORHUILA solo se necesita la investigación aplicada? Señor Rector, todas las universidades del mundo, hacen investigación básica porque eso forma parte de la consecución de los Resultados de Aprendizaje en los que usted tanto insiste.

Nosotros quisiéramos hacerle varias preguntas señor Rector:

  1. ¿Usted ha comparado el número de publicaciones anuales de los profesores en revistas aceptadas por Colciencias en los años anteriores a su administración, vs. el número de publicaciones que los profesores han logrado hacer en lo que va corrido de este año?
  2. ¿Usted conoce el intrincado mapa de procesos y conductos regulares que debe seguirse para lograr el apoyo económico de una publicación en CORHUILA?
  3. ¿Alguna vez le ha preguntado a su director de Ciencia y tecnología cuantos artículos y capítulos de libro se quedaron rebotando en esa oficina sin recibir aprobación a pesar de cumplir con todos los requisitos para ser publicados?
  4. ¿Conoce usted los precios y limites de tiempo que tenemos los investigadores para publicar?
  5. ¿Es usted consciente de la cantidad de profesores que pasaron de investigar y publicar a tener 24 horas de clase?

Lo que es cierto señor Rector, es que no nos están apoyando  ni con el tiempo para investigar ni con el presupuesto para publicar, están desconociendo los procesos de investigación básica (proyectos de grado) que con o sin ayuda del CiTel aportan valiosos resultados y son publicables. Nuestra propuesta señor Rector, es que vuelvan a reconocer la validez de las investigaciones básicas (sin negar que las investigaciones relacionadas con el sector productivo son indispensables para obtener recursos) y que si bien, nos exigen en nuestras agendas que generemos productos, entonces sea la misma Institución la que facilite los trámites para poder publicar (lo cual también se hacía antes de su administración).

Sin desconocer los procesos de su administración, le proponemos que el comité que se designó para trabajar junto a su director de ciencia y tecnología se encargue de decidir si los artículos y capítulos que han sido aceptados cumplen con los requisitos para acceder al apoyo económico de la Institución y que esa respuesta y el apoyo económico no se demore más de dos meses

Por otra parte, señor Rector, asegurar la calidad en el servicio que ofrecemos como educadores implica por ejemplo tener cursos con máximo 40 estudiantes. ¿Por qué aun después de haberse comprometido con nosotros a que dejaría máximo 40 estudiantes por grupo, seguimos teniendo grupos de 45, 50 o más estudiantes? ¿Ha dictado usted una clase con más de 40 estudiantes? ¿Comprende el volumen de ruido y distracción con el que debemos lidiar no solo los profesores sino los estudiantes? ¿Usted ha dictado una clase virtual relacionada con matemáticas por ejemplo, en la que más de 30 personas estén haciéndole preguntas al mismo tiempo o intentando participar? ¿Le parece que esto se relaciona con la calidad educativa?

En cuanto a los Resultados de Aprendizaje, le aseguramos que todos los profesores de esta Institución nos encontramos en la mejor disposición para capacitarnos. Pero por favor señor Rector, no crea que cumplir con la capacitación es ofrecer una charla cada cuatro meses, ni mucho menos una de carácter presencial que no se transmite por internet y que se programa una semana antes. Insistimos, denos un espacio en la agenda a todos, el mismo día y en el mismo horario y programen capacitaciones que tengan 100% de participación docente. Solo así los profesores estarán en capacidad de permitir el logro de los objetivos misionales de la Institución.

Señor Rector, le escribimos estas cartas, por que llevamos casi dos años pidiéndole que nos escuche, que se reúna con nosotros, que nos permita expresar nuestras ideas y no ha sido posible. Necesitamos urgentemente repuntar en investigación. Necesitamos urgentemente que nos escuchen a nosotros y a quienes no pertenecen al sindicato sin que haya una atmósfera de miedo en la que los profesores sientan que los van a despedir por expresar sus opiniones como fue el caso del profesor Carlos Rueda Sanabria quien por ser una voz crítica fue despedido.

La mayoría de los trabajadores de la CORHUILA, llevamos construyendo esta universidad muchos más años que usted, la sentimos como propia y queremos lo mejor para el futuro de la CORHUILA. Señor Rector, le proponemos que salga de su oficina, que pregunte sobre las evaluaciones de los  profesores, sobre las opiniones de los estudiantes y de las personas de servicios generales, sobre los profesores que investigan o al menos investigaban.

Conozca a los profesores, indague sobre sus evaluaciones docentes y su calidad como seres humanos. Solo así podrá usted reconocer que no somos sus enemigos y que en medio de la impotencia generalizada por no ser escuchados hemos decidido intentar comunicarnos con usted y pedirle que atienda nuestras opiniones por medio de cartas y que usted y su administración reconozcan en el resto de los trabajadores el equipo de personas que trabajan CON ustedes (no PARA ustedes) con el único objetivo de hacer de esta casa de estudios el lugar que ofrece todas esas promesas de valor a las que su administración al parecer tanto se compromete.

Profundamente comprometidos con el mejoramiento de nuestra casa de estudios, nos despedimos de usted cordialmente y quedamos atentos a su respuesta.

SINTRAPROCORHUILA Y SINTRACORHUILA CON LA FRENTE EN ALTO Y LA MIRADA ADELANTE, EN BUSCA DE UNA MEJOR INSTITUCIÒN.

“CORHUILA PATRIMONIO DE TODOS LOS HUILENSES”

Remitido Pagado

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Ir al contenido